Espectáculos

May 15, 2017 10:06:26       96        0

Carlos Carrera asegura que ganar en Cannes le facilitó seguir haciendo cine

* El reconocimiento marcó un parteaguas no sólo para el cineasta sino para la cinematográfica mexicana Por Maricruz González May México, 15 May (Notimex).- En 1994 el cineasta Carlos Carrera colocó en alto el nombre de México al ganar la Palma de Oro con su cortometraje “El héroe” en el Festival Internacional de Cine de Cannes, experiencia que recuerda con mucha emoción a 23 años del suceso. Este año Cannes celebra siete décadas de existencia y Carlos no olvida que ese corto, se convirtió en el primer material mexicano reconocido con el máximo premio en ese evento cinematográfico. En entrevista con Notimex, a propósito de esta conmemoración, el también director de la película “La mujer de Benjamín” sostuvo que ese reconocimiento fue muy importante para él porque le facilitó seguir haciendo cine. “Un premio te facilita las cosas, aunque luego ya se te olvida quién ganó”, anotó. De acuerdo con Carrera, egresado del Centro de Capacitación Cinematográfica (CCC), el hecho de participar en un encuentro fílmico de tal magnitud y además obtener un premio, representa “una ventana importantísima para que tu trabajo se considere con una posibilidad de tener más distribución”. En materia de animación este material representó un punto de partida para el reconocimiento del talento mexicano, el cual consideró Carrera ha rendido frutos importantes. “Por ejemplo, Anima Estudios está haciendo un gran trabajo. Después de varios intentos la animación ha mejorado, aunque todavía falta comprometernos más. El arte de la animación es buena sólo falta más originalidad en las historias”, consideró. Además de la Palma de Oro en Cannes, “El héroe” fue reconocido con el Ariel a Mejor Cortometraje de Ficción y ganador del Premio Especial del Jurado del Festival de Cine de Sundance en 1995. La trama de este trabajo se enfoca en la desolación que impera en las ciudades a través de cómo un hombre pese al ensimismamiento que lo aqueja se da cuenta de que una jovencita está a punto de aventarse a las vías del metro y al intentar detenerla se mete en un lío. A decir del creador fílmico, Cannes tiene que ser reconocido como “la resistencia ante el cine de Hollywood, ya que sus criterios son distintos y respeta la visión de los autores, es decir, pone especial énfasis a las miradas originales”. La diferencia del cine que se puede apreciar en Cannes y el hecho en Hollywood, dijo, “son un producto con una ilustración de franquicia nueva que se estrena uno cada semana, pero no son películas”. Previo a conseguir la Palma de Oro, Carrera ya había estrenado con éxito “La mujer de Benjamín” en 1991 y los cortometrajes “El hijo pródigo” (1984) y “Malayerba nunca muerde” (1988). Sin embargo, esta distinción en Cannes marcó un parteaguas en la trayectoria del realizador mexicano.
NTX/MAY/LMC/CANNES17