Cultura

Jun 03, 2020 18:51:33       973        0

"Bitácora del encierro", creaciones de artistas e intelectuales

*La iniciativa de la Unidad Cuajimalpa de la UAM ofrece textos, audios y videos realizados en el confinamiento 

México, 3 de junio (Notimex).— Bajo la idea de que la creación artística es un medio apropiado para construir comunidad y ofrecer acompañamiento durante la emergencia sanitaria, la Unidad Cuajimalpa de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM) integró el proyecto “Bitácora del encierro”.
      Pensada como una revista digital, la iniciativa permite a escritores, artistas e intelectuales, tanto nacionales como internacionales, compartir textos, audios o videos que hayan sido generados a partir de las experiencias vividas durante el confinamiento, informó la UAM en un comunicado. 
      Hasta el momento, el portal electrónico cuenta con el video En el encierro los imaginarios se disparan, del mexicano Mario Bellatin; así como los textos Mandatos para los confinados, del francés Éric Pessan; La poética del ostracismo, de la argentina Fernanda García Lao; Covideas, del mexicano Fabrizio Mejía Madrid, y Lectura entre líneas del entorno nuestro, de la autora china A Yi.
      Las publicaciones arrancaron hace unos días y desde entonces cada jornada se publica una participación inédita; aunado a esto, una vez al mes un especialista analizará los materiales publicados. Todas las colaboraciones quedarán como una memoria de libre acceso para los interesados, de momento se cuenta con cerca de 60 participaciones y en breve aparecerán las hechas por escritores como Roberto Brodsky, de Chile, y Camila Fabbri, de Argentina.
      Dayanira García Toledo, jefa de la Sección de Actividades Culturales de la UAM-Cuajimalpa, explicó que el apoyo de “voces de distintas latitudes permite ampliar el panorama de cómo se está viviendo esta pandemia, y ver ciertos puntos de encuentro o aspectos muy propios de una determinada región que pueden generar cierta empatía entre los creadores y las personas que accedan a las obras”.
      Es una manera para que la gente sepa que no está sola y que hay varias formas de enfrentar la situación; “siempre hay caminos para reformar la realidad, enfocándola de una manera más adecuada y qué mejor que desde la literatura y la creación artística como herramienta para reflexionar, repensarnos, reconstruirnos y redireccionar nuestros pasos”.